lunes, 6 de abril de 2015

¿Te ayudo a comenzar una nueva vida?

Quizás, te has dado cuenta de que, desde fin del año pasado, te he estado exhortando más que nunca a que tomes tu vida en tus manos, aprovechando la Nueva Energía.   ¿Qué diferencias tiene con la antigua?  El mundo de la Vieja Energía basado en percepciones tridimensionales proseguirá su espiral descendente hacia la violencia y el caos. Los que vivan en ese mundo de ilusión sentirán ansiedad, estrés e ira, especialmente acerca de cuestiones económicas y de seguridad. Pero este mundo está despertando y, cuanta más gente se despierte, más evidente se hará su naturaleza ilusoria.

Esta Nueva Tierra está surgiendo a la manifestación, basada en el Amor Incondicional, y va haciéndose cada día más fuerte. Los que hayan cruzado a la Nueva Tierra sentirán su positiva y amorosa energía de apoyo y de alegría a medida que vayan empezando a vivir desde el corazón y se hagan más diestros en las habilidades de creación de abundancia y milagros. Ustedes, queridos, son los pioneros y líderes que manifestarán la Nueva Tierra viviendo su verdad y sus pasiones y creando abundancia, alegría y amor”.

Si observas un poco el mundo, ya te habrás percatado de esta realidad.  Ahora, la elección es tuya.  Estas energías coexisten en ti y es fundamental que tomes partido.  ¿Cómo hacerlo?  El otro día, una joven consultante que recién comienza me decía que estaba dándose cuenta de cómo estaba “tomada” por sus emociones y actitudes acerca de casi todo; de cómo había ido cayendo en una especie de rutina de enojo y ansiedad, que opacaba su vida y lo que la rodeaba, echándole la culpa a sucesos externos. 

Se dice que el 10% de la vida está relacionado con lo que te pasa y el otro 90% con la forma en cómo reaccionas a ello.  ¡Qué importante principio!  Tú no puedes controlar que un ómnibus llegue tarde, que se rompa tu heladera, que tu esposo se ponga iracundo o que tus hijos chillen.  Pero sí puedes manejar tu reacción… y con eso ya tienes todo casi solucionado. 

La mayoría de estas reacciones son aprendidas en tu infancia y se disparan solas, casi sin que tengas conciencia.  “Me gusta esto, odio aquello, yo no sirvo para eso, yo no puedo aquello, yo soy esto o lo otro”.  Nada de esto está escrito en piedra, son sólo respuestas condicionadas por tu carácter, entendimiento y entorno de tus primeros años.  ¿Los arrastrarás por el resto de tu vida?  ¡Qué tontería, no te parece?!!





Algo muy interesante: ¿sabes que los sinónimos de “reacción” son: resistencia, rebeldía, obstrucción, renuencia, desobediencia, obstinación e intransigencia?  ¿Así es cómo manejarás tus situaciones?  ¿Es de esta manera cómo solucionarás tus problemas?  Evidentemente, no.  Entonces, comienza a observarlas y a decidir con cuáles te quedas y cuáles desechas.  Siéntete libre (pues lo eres) de tomar las determinaciones que necesites para concretar el potencial que traes, pues no viniste aquí a pagar culpas ni a sufrir innecesariamente.  Viniste a aprender a ser feliz y a crear de acuerdo a tu hermoso espíritu.

¡Pero es tanto lo que tengo que cambiar, me canso de sólo pensarlo! me dijo mi consultante.  Día a día es la indicación.  Cada día te trae algún aprendizaje.  No mires demasiado lejos ni te cargues con el pasado.  Toma cada momento y aprovecha lo que trae.  Coloca conciencia, alegría, magia en cada instante.  ¿No te gusta planchar?  Pon música, hazlo al ritmo y agradece que tienes ropa y que te verás de maravillas.  ¿Tu hijo está molesto?  Llama a tu Niño Interno y jueguen juntos.  ¿Estás lleno de deudas?  Deja que se solucionen solas mientras te das cuenta de que la abundancia está dentro de ti, revisas los conceptos de carencia y baja autoestima que te han inculcado, te propones nuevas metas y trabajas con perseverancia, entusiasmo y fe en que serás guiado hacia ellas, sabiendo que no todo procede de tu trabajo (la Fuente de Prosperidad tiene muchas formas).

Lo fundamental es que pongas en acción lo que ya sabes, con constancia.  Este es un año de grandes concreciones si te pones del lado de la Nueva Energía. 
¡Comienza ahora, aprovechando el impulso del Nuevo Año! 



¡CURSOS Y MANUALES A VALORES INCREÍBLES!

Para festejar mi cumpleaños 60 y ayudarte a cambiar tu vida,
he decidido ponerlos a tu disposición a costos muy reducidos.  Infórmate. 
¡Aquí estoy para acompañarte!