jueves, 27 de marzo de 2014

Poder... sobre uno mismo

A propósito de un suceso ocurrido en estos días en Argentina, pensaba cómo muchas personas AGUANTAN situaciones, con una sonrisa en la cara, cuando interiormente se están sintiendo abrumadas y desgastadas.

A veces, no tienen los recursos internos para sostener situaciones o gente, pero han tenido ese rol desde chicos y lo siguen, sin darse la oportunidad de revisarlo y aprender a sostenerse a sí mismos. Muchas personalidades dependientes son así: detrás de su fachada independiente y fuerte esconden enormes inseguridades.  Por otro lado, las personalidades masoquistas hacen de aguantar la virtud máxima… hasta que estallan.  Se trata de dramas de control y de poder, en los que se cree que controlando el exterior se tiene poder interno.



Como estamos en tiempos de que cada uno pueda consigo mismo y con sus aprendizajes, estos temas están comenzando a surgir cada vez más frecuentemente.  Es tiempo de mirar adentro y permitir que el otro haga lo mismo, encontrando cada uno el magnífico poder interior que trae.